lunes, 28 de mayo de 2007

Darse cuenta

Vale la pena leer a Eduardo Aliverti. Aliverti entiende que, más allá de las operaciones que hacemos nosotros los fascistas, hay un problema de gestión serio en el gobierno de Kirchner. Cito en extenso:

"Un presente como ése invita a juzgar que los cuatro años de Kirchner al frente del Ejecutivo son un éxito indiscutible y algo parecido al paraíso si se lo compara con las condiciones en que asumió. Pero de un tiempo a esta parte, y sin perjuicio de las operaciones mediáticas de una derecha que como de costumbre fusiona los intereses de la Nación con los propios, se nota un clima que muestra a un poder presidencial cercado, a la defensiva, plagado de amenazas. Corrupción, paros “salvajes”, inseguridad aérea, operaciones en las sombras para proteger a funcionarios del riñón kirchnerista, empiojamiento de la campaña electoral por vía de chicanas baratas. Todo eso tiene cuota de realidad, pero en la misma medida de un estilo de conducción desde el cual Kirchner y los suyos no terminan de tomar nota de que pilotear un país no es lo mismo que comandar Río Gallegos. En Santa Cruz jugó a guapearla y perdió de vista que había importado a Buenos Aires a todos los pingüinos habidos y por haber, quedándose sin dirigentes aptos para muñequear, como lo hizo toda la vida, el conflicto social latente. En Gualeguaychú, se embebió del clamor popular, alentó el corte de los puentes y no quiso ver que ya todo estaba jugado hacia la única salida de negociar el control de la contaminación. Y en medio de Skanska, sabiendo que indubitablemente había o podía haber funcionarios involucrados, se emperró en seguir hablando de coimas entre gerentes de empresas privadas para culminar con una barrida de gerentes estatales."

No se trata del justo reclamo por una reforma tributaria: no, todavía las ganancias de capital no pagan impuesto a las ganancias en este país. No se trata de un reclamo por la revolución, que no comparto. Pasamos de un estado chico y bobo a uno grande y bobo. Pasamos de que el mercado elija (unos pocos) ganadores a que el estado elija (unos pocos) ganadores. Sí, claro que hay mejoras. Los 3 millones de puestos de trabajo que la recuperación y el tipo de cambio real alto ayudaron a crear. Pero a no confundir crecimiento con desarrollo. Se trata de reclamar gestión, simplemente gestión. Administración más o menos ordenada de los conflictos cotidianos con una combinación razonable de equidad y eficiencia. Se trata de que alguien piense en el mediano plazo y tenga una mínima visión estrátegica.

No me digan que no se puede. Que hay obstáculos. Hay buenos ejemplos: el anunció de Ginés González García del proyecto de ley que despenaliza el aborto me parece una verdadera revolución en esta Argentina de conformismo y malos administradores.

¿Acaso creen que por qué hagamos la política cambiaria de los asiáticos vamos a ser Asia?

8 comentarios:

  1. De a poquito y leeeentamente hasta el progre mas fundamentalista se aviva de lo obvio

    En cualquier momento Aliverti, Feinmann et al nos avisan que capaz es bueno atraer inversión al país

    ResponderEliminar
  2. ¿"Hasta el progre más fundamentalista"? Siempre defendí la política cambiaria. Me gustaría que encuentres alguna apostilla mía donde defiendo la gestión. De cualquier manera, llegaste tarde: ya LCM anunció tiempo atrás que estaba fraguándose un kirchnerismo más crítico... y ya en su momento me ocupé de responder. Para que reiterarme.

    ResponderEliminar
  3. Tengo que decir, quizás dándole al cartero un argumento en el que no creo, que hace poco alguien me dijo que no hay diferencia entre "modelo y gestión"... que en límite ambas cosas se confunden. Eso me parece de un instrumentalismo exagerado.

    ResponderEliminar
  4. No conozco qué relación previa pueda existir entre il postino y MO, pero ¿no podría interpretarse el comentario sobre "progre fundamentalista" como aplicado a Aliverti? Y hágase la paz...

    ResponderEliminar
  5. Miguel,

    jajajjjaja no me referìa a vos!!! Me referìa a Aliverti.....

    Igual, me encantó el malentendido

    Salutti

    ResponderEliminar
  6. ft... con il postino sólo somos amigos. Creí que el comentario era para mi que, en cualquier caso, había citado a Aliverti en forma positiva.

    ResponderEliminar
  7. ¿Lo de "sólo somos amigos" viene a cuento por lo de Los Dogos? ;-)

    ResponderEliminar
  8. Olivera, la misma nota de Aliveti nos da la pista de porque no se avanza en la gestión. Para hacer una una politica cambiaria a la asiatica necesitas un BCRA que funcione, pero no es una gestión sofisticada. (sin dudas el BCRA debe ser de los más eficiente en gestión que hay dentro del Estado. Para copiar otras politicas asiaticas necesitas más cuadros técnico-políticos (pinguinos al decir de Aliverti) Aquellos en que K confía son muy pocos, no tiene cuadros. Argentina no tiene cuadros en la escala necesaria. Hoy pensaba si ese no fue el gran triunfo de la dictadura.

    ResponderEliminar