domingo, 2 de diciembre de 2007

Bicho canasta

Tiene razón Zaiat. El negocio de los tickets canastas es una estafa. ¿Por qué un privado habría de beneficiarse del señoreaje, del impuesto inflacionario y de los ingresos por intermediación financiera? (si señores, un banco se beneficia de todo eso).

No tiene ningún sentido. ¿Por qué una parte del salario, en una situación que no es de emergencia, debería ser "no remunerativa"? ("salario no remunerativo" una contradictio in adjectio realmente).

Para confirmar el sinsentido vale la pena ojear la página de una de las principales empresas donde se habla del "beneficio social para la canasta familiar". Entre otras cosas, se argumenta que:

"Fomenta la integración de la familia a la empresa" (SIC, SIC, SIC).

Y que promueve la

"Libertad de elección (...) cuenta con más de 40.000 en todo el país" (la ventaja del efectivo, ya se sabe, es que cuenta con todos los establecimientos del país).

Y además cometeros.

En fin, una pavada soberana que, por suerte, empieza a normalizarse.

1 comentario:

  1. Ilústreme, Olivera. Teniendo en cuenta que se aplican a la compra de alimentos o a gastos laborales (almuerzos, combustible, etc.), ¿no tiene algo de justicia que no se le apliquen los descuentos previsionales y Ganancias? Obviamente, sin zarparse en el porcentaje.
    Me interesa su opinión.

    ResponderEliminar