miércoles, 24 de octubre de 2007

Be happy

Hoy salía de un deprimente (por las conclusiones) almuerzo de colegas cuando noté que uno de ellos, el más joven, sonreía en una forma que no encajaba con la experiencia de las dos horas previas.

Y disparó: "más allá de todo lo que discutimos, estoy contento, volvemos a votar... me pone contento... todo era peor cuando no votábamos".

Será una ingenuidad contentarse con la democracia formal. Pero mi joven colega tenía un excelente punto: volvemos a votar.

Así que decidí suspender mis críticas, objeciones, enojos, frustraciones y sentimiento de oportunidad perdida hasta luego de las elecciones. Y disfrutar simplemente del acto de votar.

Nada. Poner una boleta en la urna en un día en el que todos podemos expresar alguna preferencia.

Dejo el cinismo para la tira de Mafalda que cierra la apostilla y espero ansioso el domingo para mostrarle a mis hijas, una vez más, que es esto de poner una boleta en una urna... en una urna que una vez un borracho asesino dio por bien guardada.

13 comentarios:

  1. salud, Olivera, buen post.

    Si le creemos a Rodrik, la democracia es la meta-institución que genera a la larga desarrollo.

    (yo no le creo del todo, pero esta semana si).

    ResponderEliminar
  2. y si, Olivera. La verdad que esta bueno llevar a los hijos a votar.
    Cuando eramos chicos nuestros viejos no pod�a hacerlo.

    Lindahl, Rodrik tiene algun trabajo econometrico que respalde su afirmaci�n? A m� la casuistica no me da....

    ResponderEliminar
  3. Cristina Fernández de Kirchner –

    Entrevista en A dos Voces Shock mediático. Cuando estudié dirección coral mi maestro me enseñó que si mis gestos son chicos siempre, y acostumbro a mi coro a eso, cuando haga un gesto más grande o exagerado, el impacto que voy a ocasionar, no lo voy a poder creer.
    Este impacto causó Cristina dando la única entrevista a la prensa Argentina desde el 2003, por eso carece de sentido decir que no hay que construir candidaturas mediáticas, porque a tres días de las elecciones, recurrió al impacto mediático a nivel político más fuerte que haya visto en muchos años. Claramente, esto es un acierto. Impresionante en convicción, contenidos, lucidez, inteligencia, conocimientos, seducción,
    Cristina Fernández tiene el peor de los defectos.
    Es una mujer tan brillante que se creyó perfecta, que se creyó Dios. La verdad no es otra que la que ella posee, nada de lo que hizo ni vaya a hacer jamás será un error, todo es defendible porque su formación en el derecho así se lo enseño.
    La palabra que más repite, con adorable énfasis, es ABSOLUTAMENTE, ABSOLUTAMENTE. Contrastando la verdad absoluta de Cristina Fernández y mi verdad absoluta, puedo decir que la Sra. comete graves errores técnicos a la hora de hablar de la realidad económica, política y social del país y del mundo. Sólo nombraré algunos. He leído hasta el hartazgo en la prensa la crítica de que el gobierno mira al pasado, que son montoneros, nostálgicos, y siempre repudié esa observación porque me parecía errada, exagerada, mal intencionada, y sostenida por quienes cometieron los desastres mas grandes desde el autoritarismo y el crimen en el país. Sin embargo hoy por primera vez, luego de escuchar a esta dama, me dí cuenta de que lamentablemente tienen razón. Sra. Fernández, la industrialización alemana, italiana, española no se dio en los últimos diez años, se dio en los últimos cien años. En los últimos diez años se viró brutalmente al sector servicios. Sra. Fernández, las empresas europeas no están protegidas por un tipo de cambio distorsionado, la moneda común europea es el euro y está sobrevaluada, las empresas se ven obligadas a ser hiper competitivas para subsistir.

    Sra. Fernández, en España el pacto social no se realizó sólo con los empresarios, sindicatos y gobierno, también se convoco a la oposición. Sra. Fernández, no estamos en la década del 70, se puede ser brillante intelectualmente pero la política no es eso, hace mas falta maña que fuerza.

    El mundo ya no es autoritario, no he oído hablar ni a Sarkozy, ni a Zapatero, ni a Merker, ni a Lula, ni a Bachelet de la manera en que lo hace UD. Los he visto como personas capaces de reconocer sus defectos y virtudes, abiertas al diálogo y al aprendizaje constante.

    Sra. Fernández, ser presidente de un país no es igual que ser el hijo mal criado de una familia adinerada, en todo caso, cuando salga al ruedo se va a dar la cabeza contra la pared, y el desastre ocasionado lo vamos a pagar todos los Argentinos.

    Sra. Fernández, no se trata de ser monetarista o industrialista, se trata de políticas combinadas y de no adscribir a ningún dogma económico, nuevamente, como hicieron los países desarrollados europeos.

    Sra. Fernández, si las empresas no invierten, si los bancos no dan créditos a tasas mas bajas, es porque no tienen previsibilidad para hacerlo y mas vale un acto que mil palabras.

    ¿Todavía no entendió que no se puede lograr que alguien ame a uno por la fuerza, que para que a uno lo amen hay que generar confianza, demostrar afecto, construir una relación? No le hablo de economía, le hablo de las relaciones humanas.

    Sra. Fernández, ojalá no sea presidente de los Argentinos. Es el primer artículo en el que me voy a atrever a decir que si UD. gana, se viene una crisis severa nuevamente en la Argentina.
    Raul Jatib

    ResponderEliminar
  4. Yo les leí a mis hijos Todo Mafalda hace más o menos dos años, explicándoles el contexto de cada una de las tiras (¡la paciencia que tuvimos los tres!) y me acuerdo muy bien de ésa. Ahora me pregunto en qué elecciones la habrá dibujado Quino.

    Uno se siente bastante identificado con el papá de Libertad esta vuelta, pero igual hay que disfrutarlo y mantener las ilusiones de que alguna vez va a salir bien. Peor era cuando las urnas estaban guardadas, cierto.

    Y no es Rodrik solo, Lindahl, lo más probable es que él lo haya aprendido de un sabio hindú nacido en Bangladesh. Y yo me lo creo a pie juntillas y ni me hace falta la casuística.

    Pero democracia no son sólo las elecciones, según el sabio hindú. Es todo un conjunto de instituciones que se controlan mutuamente para que el pueblo controle de esa forma a sus gobernantes.

    ResponderEliminar
  5. ¿Y cómo puede ser que tu joven colega se acuerde de cómo era cuando no votábamos? Mirá que ya lleva unos cuantos años la cosa...

    ResponderEliminar
  6. Por suerte podemos votas y la candidata oficialista se dignó a conceder un par de entrevistas antes de la veda.

    Su principal promesa de campaña: Vamos a reformular la manera de medir la inflación.

    Con que poco nos arreglan, Miguel.

    ResponderEliminar
  7. Estas elecciones podrian ser las primeras del segundo regreso a la democracia en la Republica Argentina. La historia politica de esta nacion es demasiado reciente para poder entreverla con lucidez. El regreso del 82, fue sucedido una y otra vez, por posiciones politicas extremales, en todos los casos: 89 Crisis de Deuda Exterior; 91, Dolarizacion; 2002, Desdolarizacion inflacionaria.
    Han sido fiebres seguidas de fiebres.
    Recien en esta ocasion, el pais puede moverse a tientas sin sufrir el odio en las articulaciones. Hace 50 años que el pais en su devenir vino enredandose cada vez mas inminentemente.
    Recien ahora, con una norteamerica cuya moneda podria dejar parcialmente el latigazo global de las finanzas.
    Relevos internacionales, Argentina increiblemente despertando del alcohol. Esto podria ser el regreso a la democracia. El primero no ahogado.

    ResponderEliminar
  8. Hay que festejar la posibilidad de votar. Yo, por distintas razones, no voto desde mayo 2003 y recuerdo patente que la gente estaba contenta ese día. Como también lo estaba en 1999 o seguramente en 2001 (aunque no recuerdo mucho esta vez). En fin, las esperanzas, por más esporádicas que sean, se renuevan y uno puede elegir quien cree que manejará, en el buen sentido, mejor el país.
    Muchos hacemos un pronóstico económico bastante distinto a lo sucedido en los últimos años, pero el domingo tenemos que ir a votar y, en alguna medida, expresar lo que pensamos. Si gana el oficialismo será porque los argentinos así lo deciden y no porque nos lo imponen y eso está bastante mejor que cuando no se podía votar...

    ResponderEliminar
  9. ana

    en que elecciones?
    apuesto a marzo 73

    63 no se si ya habia "nacido" mafalda,pero libertad seguro que no
    (estimo que fue hija de levingston o lanusse, o al menos concebida en el velorio de ongania)
    83 fue otra onda

    obiter dicta:
    "a quien elige"
    me molesta el singular

    vicio que incluye de aquellos que despotrican contra la lista sabana, pero no se calientan en nombrar todo el equipo que sacan a la cancha,
    ni siquiera para puntualizar al energúmeno que aparece con rango "a salir" en la lista adversaria

    ResponderEliminar
  10. Mafalda tampoco. Así que debe haber sido el 73. Y la verdad es que en el '83 había otra onda. Eso no lo pensaba nadie.

    ResponderEliminar
  11. Mafalda salio entre septiembre de 1964 y junio de 1973, la única elección presidencial que hubo en ese lapso fue la primera de 1973 (Cámpora), debe haber habido unas elecciones de renovación parlamentarias en el 65 pero Libertad todavía no estaba. Así que casi seguro se refiere a la eleccion de marzo del 73.

    ResponderEliminar
  12. Lo lindo sería haber encontrado la boleta del partido que quería votar...

    saludos

    ResponderEliminar
  13. Me encanto la referencia a "Si quieren venir que vengan" ;) ... no se si lo viste pero hay un video memorable... se acerca a Galtieri un cronista de la BBC que -traductor oficial mediante*- le pregunta:

    Cronista Ingles:- "Que opina de la invasion que se ha producido?"

    Galtieri: Invasion??? que invasion? (se queda como en el aire... navegando en su mente)

    Traductor: (susurra al oido algo) (supongo que le dijo : "la recuperacion de malvinas, general!")

    Galtieri: AAAHHHH!!! (uno se imagina que penso "ah, ESA invasion... claro, es que invadimos tantas islas todos los dias...." ;) ... (pausa).

    "MIRE, CREO QUE FUE UN GRUPO MUY REDUCIDO".

    !!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!

    Impresentable. Que habra querido decir de no ser por el alcohol en su torrente sanguineo?.


    (* traductor, seguramente no porque el cronista no supiera castellano sino mayormente porque Galtieri no entendiera ingles)

    ResponderEliminar