sábado, 3 de noviembre de 2007

Encadenado

Creo que el gobierno va hacia un IPC encadenado. El IPC encadenado tiene reponderaciones mensuales de la canasta y se pensó para resolver el problema sabido del IPC: como tiene una canasta fija que se cambia con poca frecuencia (cada 2 años en EE.UU., cada 10 en Argentina) no refleja la sustitución que los consumidores hacen cuando un bien aumenta su precio. Más simple: cuando aumenta la carne se come menos carne y más pollo, pescado, arroz o lo que fuere.

Lo que el gobierno "olvida" es que el BLS calcula todos los índices: el IPC encadenado y el tradicional. Y la gente utiliza como referencia el tradicional. El encadenado prácticamente no se mira.

Además, el gobierno intentará quitarle productos con estacionalidad. En el cálculo de números índices la estacionalidad es un problema. Cuando la estacionalidad es tan fuerte que, por razones climáticas o simplemente de tendencia en el uso, el producto está presente en un mes y no en el otro en el que se quiere comparar, las soluciones técnicas existen aunque distan de ser perfectas. Me temo que lo que el gobierno hará es simplemente sacar el producto y eventualmente reemplazarlo por alguna otra cosa sin ningún criterio. Esto es usar el problema técnico como una excusa.

Y luego buscarán una canasta que refleje mejor los "consumos populares". Estos se hace en EE.UU. también donde se calcula el IPC-W (de los trabajadores) y el IPC-U (de todos los urbanos, digámoslo así). Cuanto más chica la canasta, la posibilidad de manejarla con acuerdos, persuasión y controles es mayor. El asunto, una vez más, es que todos miran el IPC-U (muy pocos no economistas saben lo que es el IPC-W y simplemente identifican al IPC-U con la inflación).

Algunas dudas:

¿los reclamos salariales mirarán la inflación reportada o la inflación estimada por sabe uno quién?

si la política anti-inflacionaria es un asunto de expectativas ¿cómo puede hacerse política anti-inflacionaria sin conseguir una medida de consenso? Uno se imagina el siguiente diálogo:

Fernández / Moreno: - te está bajando la fiebre
El gran pueblo argentino: - ¿cómo sabés?
FM: - porque sí, porque lo dice el nuevo termómetro
GPA: - pero yo me siento mal todavía
FM: - pero lo dice el nuevo termómetro

y aquí el GPA tiene dos alternativas...

1) GPA: - tenés razón, bajame la dosis de aspirina
o
2) GPA: - metete el termómetro en el tujes y dame más aspirina

Apuestas abiertas.

3 comentarios:

  1. Un problema que tiene el indice encadenado para quedar él solito es que la info de sustitución de consumos (que hay que encuestarla todo el tiempo) no está disponible inmediatamente. Así que lo que se lanza al comienzo no es definitivo ni mucho menos. Es con las ponderaciones del período anterior...y luego se cambia.
    Tampoco un desestacionalizado es definitivo por definición cuando se conoce el dato inicial, hay que reestimarlo después.
    Hace falta un índice que sea definitivo cuando sale para que se pueda calcular el CER.
    Qué harán , solo Di's sabe y, como a vos, ya no se si me importa, si quiero escucharlo o hablar de ello. Empiezo a asumirlo como la realidad y punto.

    ResponderEliminar
  2. Yo tenia un amigo que decia que a los boludos, siempre le sale el tiro por la culata.

    El gobierno va a mentir con la inflacion por anios. Y tendremos, si la cosa no se va de madre, milagro argentino:

    Baja inflacion, tasas record de crecimiento del producto -pues tendran que empezar a tocar implicitos-, salarios, etc. Caida record de pobreza, sin que cambie la desigualdad, pues esta no se afecta con la manipulacion del ipc.

    Pero luego, como todo aquello sera falso, se vera que argentina es un outlier en educacion, salud, desnutricion, mortalidad infantil, etc.

    Y entonces, diremos que se debe a que el gobierno es Super Ineficiente y Corrupto -que por otra parte sera probablemente verdad. Pero lo diremos con numeros incontrastables.

    Luego, quizas, votemos por honestidad y eficiencia.

    Espero que no sea Macri, que mostro ser un huevon de aquellos.

    ResponderEliminar