lunes, 5 de abril de 2010

Sueltame pasado

15 comentarios:

  1. Che Olivera, este Gallo no es el salame que saco una nota con el titulo "Matar a Cristina" y despues en Perfil se dieron cuenta que se habian ido al carajo y le bajaron la nota? En estas perlitas es donde develas el gorilita que con esfuerzo tratas de esconder...

    ResponderEliminar
  2. http://en.wikipedia.org/wiki/Character_assassination

    FC

    ResponderEliminar
  3. A ver, la cuestión no es si Barone fue o no gorila durante esos años sino que jamás hizo mención a su "breve" estadía por el monopolio durante el período más oscuro de nuestra historia.. De hecho, él mismo verifica la teoría de que se considera una mancha en su CV al no incluirlo en el mismo. Considero yo que un profesional serio y totalmente honesto mínimamente aceptaría su historia laboral con sus errores y sus aciertos.

    ResponderEliminar
  4. ¿Y de que se lo acusa exactamente?

    Estamos todos muy paranoicos con el pasado de los demás.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  5. Darío Gallo forma parte de ese “periodismo argentino” basado en el ocultamiento de información que le critica a Barone. ¿Barone ocultó información de su paso por Clarín porque le daba vergüenza o porque le convenía ocultarla?. ¿Darío Gallo decidió parar la publicación de una noticia en Noticias porque pensó que el INDEC no puede ser noticia o porque le convenía ocultarla? Es útil que se sepa lo que dice Darío Gallo de Orlando Barone en el caso de que eso que dice sea verdad. Y hago la aclaración porque Darío Gallo además de ocultar noticias también es de mentir. Sin embargo no creo que Darío Gallo haya inventado lo de Barone porque eso que afirma es algo concreto. Y Darío Gallo sabe que es fácil ocultar algo concreto, pero es difícil inventar algo concreto. Mañana tal vez Barone cambiará su currículum en Internet, o escribirá algo ingenioso al respecto, jugando con las palabras, conjugando, pero la esencia del mensaje de Darío Gallo es clara:
    1) No existe algo llamado corporación mediática.
    2) La corporación mediática debe respetar códigos.
    3) Son los periodistas los que deben criticar.
    4) No se debe criticar a periodistas.
    5) Si un periodista critica a otro periodista o al periodismo, entonces ese periodista deja de ser periodista para convertirse en fachista.
    6) Un periodista puede decir que alguien es escritor y periodista y en el mismo párrafo afirmar que ese mismo alguien integra un grupo de personas que alguna vez fueron periodistas. Después de todo fue y es no son expresiones contradictorias, y Orlando Barone mientras no criticaba al periodismo era periodista, y admirado por Darío Gallo, que decide ocultar una noticia y se dice periodista.

    Ricardo Natalucci
    DNI 8.464.942
    ricardonatalucci@indec.com.ar

    ResponderEliminar
  6. ???
    Definí gorila y te contesto si lo soy o no. Tengo mis pelos, sí.

    ¿Te parece irrelevante que alguien que juzga a los periodistas de Clarín por ser un medio "apropiador", con implicancias incluso sobre la libertad y posibilidad de laburo, no avise que él trabajo en el medio? Que diga, al menos como hace Timerman, fueron "sólo cuatro meses"... o años, que se yo.

    Y, la verdad, no me interesa mucho la caza de brujas de quien laburó o labura en Clarín. A Barone le interesa hacerla, en cualquier caso.

    ResponderEliminar
  7. En defensa de Barone, no es lo mismo que el caso de Héctor Timmerman, que creo un diario específicamente para bancar a la peor dictadura de la historia, en los meses más trágicos, en los que asesinaban, violaban y torturaban de a miles. Todvía no entiendo como Timmerman puede seguir en su puesto, y levantar el dedito y decir que quienes critican son parte de un complot destituyente. Barone, en comparación es una anécdota: pasó por Clarín, La Nación, dirigió el diario menemista de Sofovich en los noventa, y cuando le ofrecieron pagar 70.000 lucas en radio del Plata, de Electroingeniería, y 30.000 lucas Gwirtz se dió cuenta que el podía ser el vocero de la revolución social. Igual, no es lo mismo que publicitar una dictadura genocida.

    ResponderEliminar
  8. Lo que sí no me banco de Barone es que con soberbia en charla con conocidos hable con desprecio de "los periodistas de 2000 pesos", cuando el también cuenta que se lleva 70.000 lucas.

    ResponderEliminar
  9. Me molesta bastante aquellas personas que se sienten con la capacidad de interpretar lo que periodistas, analistas, opinólogos escriben entre líneas. Es la escencia del "no debate".

    Yo digo A, pero "EL interprete homologado" dice que en realidad quise decir B, paso seguido tengo que explicar por que es A y no es B... misión cumplida, se perdió el hilo de la discusión.

    Me importa tres pilines si Gallo es un "salame", o un "Asesino de personajes". Somos pocos y nos conocemos mucho, y además vivimos en la era de la información (desinformación posiblemente digán algunos).

    Barone hace juicios éticos y morales constantemente respecto a estos temas. Ha llegado incluso a deslizar que los trabajadores de Clarín "deberían" rebelarse en contra el directorio de la empresa... es Barone el que se metió en este juego. No sé que tiene que ver eso con el gorilismo.

    ResponderEliminar
  10. Para Genérico: a Barone se lo acusa de hipócrita. Ningún delito penal. Moral, si.

    Para ??: basta ya con la cantinela de tildar de "gorila" a todo el que critica a los K. Es sólo un vano intento de descalificar en vez de contraargumentar.

    ResponderEliminar
  11. Genérico:

    Se lo acusa de acusar por el mismo pecado que cometió ¿no? Esperemos... tal vez Barone lo desmienta y Gallo mienta y Barone nunca trabajó para el monopolio y mucho menos en los años terribles de la dictadura.

    ResponderEliminar
  12. Olivera:

    No creo que en este caso en particular Gallo mienta, y me baso en el motivo que expuse aquí ayer: "Darío Gallo sabe que es fácil ocultar algo concreto, pero es difícil inventar algo concreto."

    Ricardo Natalucci
    DNI 8.464.942
    ricardonatalucci@gmail.com

    ResponderEliminar
  13. Olivera ¿usted me sabrá responder porque Gallo me censuró palabras de su jefe?

    “Por favor, no nos venga a hablar de campos de concertación, de matanzas clandestinas o de terror nocturno (…) Esta es una fecha clave para defender al Proceso”. Firma: Jorge Fontevecchia en la editorial de la revista La Semana, madre de Noticias, en la editorial de mayo de 1978, ante la inminencia del mundial y para contragolpear lo que llamaban entonces, la “campaña antiargentina” montada por organismos políticos y sociales denunciando a la represión.

    ResponderEliminar
  14. No se que tiene que ver Olivera con Fontevecchia y Gallo. Tampoco se que tiene que ver la pregunta con el post, con Barone y demás. Pero bueno, capaz que el blogger tiene ganas de hinchar las pelotas un rato y te responde.

    ResponderEliminar
  15. sin dioses:

    No, no tengo la menor idea. El asunto de que hicieron durante la dictadura los periodistas no es una cuestión menor: yo era muy joven y recuerdo que Oriana Fallaci vino a la Argentina y le dijo en la cara a Neustadt en Tiempo Nuevo que una dictadura no se sostiene sin el apoyo de la prensa.

    El punto de que hicieron me parece importante pero no es él que yo señalé en las diferentes entradas. Lo que yo pregunté, una vez más, es ¿por qué Timerman o Barone se arrogan en jueces morales de los periodistas de Clarín (no la patronal, de los periodistas como laburantes) si ellos son culpables de los mismos pecados?

    Y no tengo una respuesta. No se que es peor. No tengo balanza.

    Si Fontevecchia apoyó al proceso, que se haga cargo por supuesto. Y si lo hizo, le quita el derecho a juzgar a otros laburantes porque no se "rebelen" contra su patronal.

    ResponderEliminar